956
0

Usted

Publicado el , 20 de Dic de 2018
Y aquí me tiene, escribiendo palabras que el corazón no pensó sentir,
me tiene usted pensando en añorarla y odiarla por el resto de mis días.

Aquí me tiene, simplemente imaginando sus abrazos, sus brazos, sus tristes sonrisas,
me tiene usted, llorando como un niño en las frías noches de invierno.

Y me tiene, sentada en un pequeño balcón componiendo cortas melodías,
me tiene usted recordando el aroma que dejo impregnado en mi corta cabellera...

Y aquí me tiene a carcajadas, riéndome de usted de mí de lo que sea,
pero me tiene.


Me tiene entre lo simple y lo complejo, 
entre el día y la noche,
entre la lluvia y el sol, me tiene.

Aquí me tiene dándole mis pocas fuerzas, 
extendiéndole mi brazo mientras sus ojos lloran a causa de un mal amor,
me tiene, me tiene mientras usted se lo permita.

Me tiene dándole mis pocas sonrisas,
me tiene usted entre las calles y las gotas de lluvia, me tiene en la distancia,
y no piense que me duele decirle esto, porque mentiría si lo admito.

Y no duele porque tengo sus miradas, sus palabras,
tengo sus uno y mil días, su mal genio, su picardía, 
y no me duele porque al final siente, y sé que al sentir me odia.

Me tiene con gestos, con cara de payaso y figuras raras,
usted me tiene recordando su silueta mientras tomo un  café,
me tiene, me tiene con el recuerdo de sus labios, ese sabor dulce tal cual como si fueran fresas.


Aquí me tiene aprendiendo de usted y de la vida, 
me tiene en la madrugada, me tiene a escondidas,
me tiene en insomnios, me tiene dormida.

Y me tiene pensando en que a una doncella como usted se le debe cuidar tocándole el ALMA con ternura con AMOR PURO con eso y más,
pensando en que la amaba por ser ella,  no por su cuerpo, no por su piel,
sabe? Se me antoja estar con usted y no soltarla nunca.

Se me antoja el café de sus ojos para dormir bien a gusto, si se me antoja,
se me antoja la idea de estar con usted siempre,
se me antoja darle un beso en la frente y cuidarla toda la noche,
se me antoja decirle miles de palabras lindas que la llenen de alegría.

Se me antoja ser el motivo de su sonrisa,
se me antoja suspirarle cada vez que respiro,
se me antoja ser su oso y me quiera abrazar,
se me antoja este frío, pero reposando en su pecho.

Lo único que importa es que se trata de uno; usted y yo,
súbase conmigo a esa montaña rusa donde el ritmo marca los latidos de mi pecho,
donde usted y yo lo único que tenemos que hacer es dejarnos llevar.

Y voy a quererla hasta la última letra de su nombre,
porque eso es que me apetece hacer hoy, 
levantarme cada mañana, ver su rostro a mi lado y sonreír.

Conocernos  de nuevo no volvernos a separar, 
viajar por el mundo, amarnos una eternidad,
mejor dos,
Morir juntas.

Y si hay otra vida, que se repita, 
usted es ese principio y ese final, 
solo imaginaré volar con usted hasta que pueda aterrizar en su almohada,
sabe? voy hacerle un jardín, para que florezcan sus sueños.

Quitaré la flor del pasado entre usted y yo y sembraré nuevos recuerdos, 
quisiera ser una ola para llegar a tu arena y en un caballito de mar echar andar todas tus penas, qué más quisiera yo, 

pero será mi amiga y así me tendrá, como lo dije antes mientras usted se lo permita.

- Para realizar comentarios debes iniciar sesión con tu cuenta de InkSide -

Este poema aún no tiene comentarios

Sobre el autor

D. Argáez

Arte Gótico es la forma en la que la vida misma, nuestros pensamientos y emociones se transforman a través de la oscuridad. Estamos intactos transformando (el miedo).

La belleza del arte gótico esencialmente es actuar a nuestro criterio defender, nuestros ideales. El arte gótico enfatiza en ser nosotros mismos, no importa el lugar al que vayas, es defender-LO todo.

Déjese guiar por los sentimientos, que el resto es solo apariencia vacía y simple, es por esto, que la poesía gótica es mí medio de inspiración, mi forma de revelar lo que yo pienso de una sociedad que nos rodea y de lo cruel que es.



- Leer más del autor -
Coma diabético

Y sí, me fui aún sabiendo que te dolería,me fui dejándote sola, totalmente desprotegida, si, me fui porque sabía que era lo mejor para ti. Pasó el tiempo, y todo cambio, creciste, te mantuviste fuerte, luchaste, estabas lejos de mí pero aún as ...

Recomendados