102
0

Confusión Sin Regreso

Publicado el , 8 de Nov de 2018

El amor que te tuve un día

lo hube de guardar con llave,

para que no venga de nuevo

a ocupar mi corazón desilusionado.

 

Lo sellé con un mortal silencio,

que mudo de tedio se ocultó

buscando no estropear tu vida

que conservas con tanta indecisión.

 

Le temes al compromiso estable

que trae consigo obligaciones y deberes,

y prefieres continuar mejor como ave voraz

sin tener rumbo fijo dónde posar.

 

No quieres coacción, ya lo expresaste,

 con tu apatía y lejanía del puerto,

que un día muy calurosamente

lo invadiste con tus besos tiernos.

 

Ya no queda nada de éste amor, así quisiste;

irte por tu propia cuenta a otra isla,

donde tus ideales crearon nuevas fantasías

llenas de jazmines y de rosas rojas.
- Para realizar comentarios debes iniciar sesión con tu cuenta de InkSide -

Este poema aún no tiene comentarios

Sobre el autor

Inés Betancur Arango

Declamadora de la ciudad de Medellín.



- Leer más del autor -
Desolación

El ave emprendió su vuelo, partió para tierras remotas, de inmediato fue cubierto el nido de frío y de tenue vacío. Un lugar desolado quedó e inútil se tornó su rescate; nostalgia habitó su entorno, y fue menest ...

Recomendados